Monografías
Publicar | Monografías por Categorías | Directorio de Sitios | Software Educativo | Juegos Educativos | Cursos On-Line Gratis

 

Análisis psicológico de programa infantil parte 4 - Monografía



 
DESCARGA ESTA MONOGRAFÍA EN TU PC
Esta monografía en formato html para que puedas guardarla en tu pc e imprimirla.



Vínculo Patrocinado




Aquí te dejamos la descarga gratuita
Nota: para poder abrir archivos html solo necesitas tener instalado internet explorer u otro navegador web.




4.2.1    Mentira



Dentro de las escenas negativas, el 63,63% corresponden a este disvalor.  Estas escenas, suelen tener, en su mayoría, a los niños como protagonistas.
En esta muestra se ha definido operacionalmente a las intervenciones de los actores relativas a mentiras del modo que sigue.

4.2.1.1    Ejemplos de Mentira



Se consideran intervenciones mentirosas a aquellas en las que los protagonistas faltan a la verdad por miedo a ser descubiertos y posteriormente castigados.

- Piojo le miente al novio de una chica, con quien está hablando, para que no le pegue y le dice que él está con ella para hacerle el favor a un amigo  (martes 14 de mayo, 19´35´´)
-  Las nenas están peleando con Jimena y cuando llega Ernestina, para que no las castigue, le dicen que están practicando un nuevo baile  (martes 14 de mayo, 29´45´´)
- Piojo roba un auto para conquistar a Dolly (la chica con la que estaba en el bar) y le dice que es suyo  (martes 14 de mayo, 45´55´´)
- “Belén, cuando se entere de esto, me revienta…Algo tengo que inventar…” (miércoles 15 de mayo, 30´35´´)
- Valentina le miente a Ramiro sobre la carta que, anónimamente, le mandó a Martín.  Le dice que ella no lo hizo  (jueves 16 de mayo, 10´30´´)
- Dos nenas se pelean por “conquistar” a Ginette y se mienten entre ellas (jueves 16 de mayo, 20´)
- Piojo le dice a Martín que está limpiando la casa cuando, en realidad, está leyendo una revista en el sillón (viernes 17 de mayo, 4´45´´)
- Las nenas se hacen las dormidas cuando entra Ernestina a la habitación, para que no las rete porque todavía están despiertas (lunes 20 de mayo, 2´15´´)
- Las nenas se esconden para que Saverio no las vea, porque le están dando de comer al cachorro (lunes 20 de mayo, 4´5´´)
- Las nenas vieron que Saverio se cayó pero, para que Ernestina no las castigue, no dicen la verdad (lunes 20 de mayo, 7´15´´)
- El cachorro rompió algunas macetas y dejó tierra en el piso del vivero, pero las nenas le dicen a Ernestina que ellas hicieron eso cuando estaban jugando (lunes 20 de mayo, 10´15´´)
- “No importa, es su palabra contra la nuestra”, dice una de las nenas.  Deciden mentirle a Emilia (la directora del Hogar) si ella se entera que tienen el cachorro escondido  (lunes 20 de mayo, 11´30´´)
- Belén le miente a Martín: le dice que quiere hablar con Tobías (el novio de Dolores) sobre el regalo de casamiento.  En verdad, necesita encontrarlo para solucionar otro problema, causado por ella  (martes 21 de mayo, 12´)
- Los amigos de Piojo se comen todos los pastelitos que Saverio le preparó a Martín y le dicen que los trajo la hermana de uno de ellos  (miércoles 22 de mayo, 50´15´´)
- Piojo deja una nota en la casa de Martín, diciendo que se fue porque un amigo tuvo un accidente.  En realidad, se fue a bailar con sus amigos y varias chicas  (jueves 23 de mayo, 7´20´´)

En este segunda clasificación de los ejemplos, se consideran intervenciones mentirosas a aquellas en las que los protagonistas faltan a la verdad por conveniencia.

1.    Martín le miente a la policía sobre el robo de su auto, diciendo que él y Piojo son amigos  (miércoles 15 de mayo, 3´30´´)
2.    Belén y Milagros necesitan salir del Hogar para poder encontrar información sobre los padres de la nena.  Para conseguir el permiso, le mienten a Ernestina  (miércoles 15 de mayo, 34´15´´)
3.    Piojo le miente a Valentina, le pide que vaya a buscar una aspiradora y la encierra en una pieza para poder estar con sus amigos, en la casa de Martín (jueves 16 de mayo, 41´55´´)
4.    Piojo le dice a sus amigos que está con una chica cuando, en realidad, es Valentina quien está encerrada  (jueves 16 de mayo, 42´40´´)
5.    Piojo sale del supermercado, se encuentra con sus tres amigos y les dice que el “changuito” que tiene no es de él, porque no quiere que lo carguen  (viernes 17 de mayo, 8´)
6.    Piojo le pide plata a sus amigos, para poder hacer las compras nuevamente y les dice que la necesita porque perdió dinero en la Bolsa de Comercio  (viernes 17 de mayo, 18´30´´)
7.    Piojo va a robar el cachorro a la casa de Ramiro Morán y para poder llevárselo, le miente a Valentina  (viernes 17 de mayo, 29´20´´)
8.    Piojo dice que Martín no le da plata para comprar comida (lunes 20 de mayo, 8´5´´)
9.    Belén se hace pasar por novia de Martín para solucionar un problema con Tobías  (martes 21 de mayo, 22´40´´)

En esta última consideración, llamo intervenciones mentirosas a aquellas en las cuales el actor recurre a la mentira para no lastimar a otra persona.

10.     Emilia fue echada del Orfanato.  Cuando le da explicaciones a las nenas, para no herirlas, les dice que tiene que viajar a  Brasil para ayudar a su hermana (jueves 23 de mayo, 5´)

4.2.2    Engaño


Dentro de las escenas negativas, el 31,83% corresponden a este disvalor.  Estas escenas, suelen tener, en su mayoría, a los adultos como protagonistas.  El engaño es también una falta a la verdad.  Pero a diferencia de la mentira, se realiza en pos de un interés personal.

4.2.2.1    Ejemplos de Engaño



1.    Ramiro Morán le miente a su hijo Martín sobre el problema de salud de Gabriela, su hermana.  Le dice que ella tuvo un desmayo, del cual nunca se recuperó.  La verdad es que estaba embaraza y Ramiro le robó el bebé al nacer  (martes 14 de mayo, 2´45´´)
2.    Ramiro habla con Hernán (su secretario) y le dice que no quiere que Martín se sepa que la fábrica “La Pureza” es de su propiedad.  “Que nunca se entere que yo soy el dueño de la empresa…”  (martes 14 de mayo, 35´45´´)
3.    Las nenas le inventan una entrevista a Carmen para poder conseguir información sobre la familia de Milagros  (miércoles 15 de mayo, 19´30´´)
4.    Ramiro vuelve a mentirle a Martín sobre los problemas de Gabriela  (jueves 16 de mayo, 4´)
5.    Hernán es el amante de Ginette, la novia de Ramiro.  Ellos están ideando un plan para quedarse con todas las empresas de Ramiro  (jueves 16 de mayo, 9´30´´)
6.    Ginette quiere “conquistar” a las nenas para desplazar a Carmen del Hogar  (jueves 16 de mayo, 15´)
7.    “No, Gaby, no…yo no puedo decirle nada a Martincito, si se entera tu padre, se enoja y me echa…”  Llega Martín y le pregunta si conoce a Miguel, pero ella lo niega (Miguel era su hijo)  (jueves 16 de mayo, 21´)
8.    Pablo, uno de los varones del otro Hogar, le dice a Vero que si no ganan los torneos, el director de su orfanato los castiga  (martes 21 de mayo, 35´10´´)
9.    “Tengo que convencer a Ramiro que soy una chica de gran corazón que adora a esas huerfanitas…”, le dice Ginette a Hernán  (miércoles 22 de mayo, 7´45´´)
10.    Ginette quiere que Emilia se vaya del Hogar e inventa un plan  (miércoles 22 de mayo, 18´15´´)
11.    Hernán le dice a Ramiro y Carmen que vio a Emilia, depositando la plata en el Banco  (miércoles 22 de mayo, 42´40´´)

4.2.3    Ocultamiento



Dentro de las escenas negativas, el 4,54% corresponden a este disvalor.


4.2.3.1    Ejemplo de Ocultamiento



Se consideran intervenciones de ocultamiento a aquellas en las que los protagonistas no faltan a la verdad, sino que no la dicen.  Es una mentira “atenuada”.

1.    Milagros, Jimena y Piojo están escondidos en la oficina de Hernán.  Martín los encuentra y ellos le piden que no diga nada  (jueves 23 de mayo, 53´)


4.2.4    Valores (escenas positivas)



El 21,43% de las escenas analizadas pertenecen a la sinceridad, la verdad, la honestidad y todos aquellos valores que se contraponen a la mentira, el engaño y el ocultamiento.

4.2.4.1    Ejemplos de escenas positivas



1.    Piojo le dice a Martín que él le robó el auto y le pide disculpas  (miércoles 15 de mayo, 20´45´´)
2.    Martín le dice a Belén porque no fue a buscar a Milagros  (jueves 16 de mayo, 44´30´´)
3.    Valentina le cuenta a Martín toda la verdad sobre el problema de Gabriela  (jueves 16 de mayo, 53´)
4.    “La mentira no lleva a ningún lado, chicas.  Digan la verdad…”, dice la directora  (lunes 20 de mayo, 15´10´´)
5.    Belén le dice la verdad a Martín sobre el cachorro  (lunes 20 de mayo, 21´50´´)
6.    Pablo reconoce que hizo trampa y le devuelve el trofeo del Torneo de Ajedrez a Vero  (martes 21 de mayo, 51´50´´)


4.2.5    Conclusiones sobre mentira / engaño / ocultamiento y Valores


Como ya ocurrió con el disvalor de la violencia, las intervenciones mentirosas, engañosas y de ocultamiento se desarrollan en mayor medida mientras existe un problema en la historia.  Estos conflictos no se solucionan, en la mayoría de los casos, diciendo la verdad.  También hay casos en los cuales la mentira o el engaño no se descubren y estos representan un verdadero peligro para el público infantil, ya que pueden llegar a creer que estas dos formas de actuar son correctas.

4.3    Móviles de las acciones


Pero, ¿Cuáles son los motivos que lleva a actuar a las personas de determinada manera?  ¿Cuáles son las causas de todos los disvalores que se encontraron en el programa “Chiquititas”?
Claude Bremond  reconoce tres tipos de móviles sobre los que el emisor puede ejercer sus artes: los hedónicos, los pragmáticos y los éticos.  Los primeros se dan en tren de satisfacer una necesidad (”Sócrates tiene sed y bebe agua”), los segundos son calculados en función de obtener un beneficio, aún cuando no resulten placenteros en forma inmediata (”Sócrates está enfermo y bebe una medicina”); los terceros van en función de los principios que alguien quiere mantener (”Sócrates bebe la cicuta para no traicionar sus ideales”).
En último de los móviles y el más saludable, es decir, el móvil ético, no se encuentra en los personajes de la historia.  Este es el único móvil que presenta virtudes y se debe destacar que ni siquiera los adultos, para dar el ejemplo a los más pequeños, actúan según sus ideales y principios.
En la mayoría de los ejemplos, los móviles que llevan a las personajes a actuar conforme a los disvalores son de carácter hedónico o pragmático.  En el caso de “Piojo” (Guido Kazcka), se trata de un móvil hedónico que se repite en todas sus apariciones.  Siempre miente por necesidad, porque constantemente se encuentra en problemas y cree que la solución es mentirle a la gente.
Cuando los “villanos” de la historia mienten o engañan lo hacen como consecuencia de un móvil pragmático, ya que tratan de conseguir algún tipo de beneficio, cueste lo que cueste.  Ginette (Natalia Lobo) quiere que el Hogar “Rincón de Luz” sea suyo y para conseguirlo, recurre a todo lo necesario, ya sea mentir, engañar o hasta robar.


Capítulo 5. Conclusiones y Recomendaciones


La hipótesis planteada por esta investigación es que:
“Los valores en el imaginario familiar / escolar tradicional argentino sobre la educación de los niños son discrepantes con las representaciones imaginarias de valores del programa infantil ´Chiquititas´”.
El análisis pone en evidencia que la hipótesis que sustenta este trabajo es válida cuando se despejan, a través de metodologías específicas, los contenidos y los formatos que hacen transparentes las representaciones socio - culturales de los valores y disvalores propuestos por el programa.
En el marco del enfoque crítico / cultural y más específicamente en el Análisis Crítico del Discurso y el estudio de procesos de representaciones sociales e imaginarios colectivos (Van Dijk, 1999), esta investigación pudo reconstruir la clave estructural de producción del programa “Chiquititas”, para hacer transparentes los valores encubiertos por las historias narradas.
El gran tema (contenido global en el análisis de Medios) de “Chiquititas” es el de la orfandad, no sólo por vivir en un Orfanato, sino la auténtica orfandad de no haber encontrado padres sustitutos capaces de hacer, de practicar modelos adultos que funcionarían como parte de la construcción cognitiva de un mundo en el que los valores conduzcan al crecimiento personal y al bien común.
Orfandad completa de modelos positivos para la construcción de la personalidad.  Orfandad refrendada por disvalores que suponen estereotipos culturales construidos sobre la base de la violencia, la mentira, el engaño y el ocultamiento.  Para estos guionistas, la sociedad está perdida, los adultos pelean por ocupar lugares de poder, por obtener objetos de valor, por la fama en su grupo endógeno.
Los jóvenes buscan un refugio en una representación del amor, basada en acciones cotidianas tendientes a ampararse en los afectos.  Están imposibilitados de actuar en el escenario grande del Amor, es decir, de intentar la transformación duradera para negociar con los adultos y buscar un mundo mejor para los niños.
Las representaciones que proporcionan los fragmentos del programa analizado son estereotipadas y una y otra vez dejan a los niños solos en la orfandad de modelos.

Dentro del Enfoque Funcionalista, se enumeraron las categorías de los usos y gratificaciones: conocimiento, diversión, evasión y utilidad social.  Esta última categoría incluye la necesidad de fortalecer la relación con la familia, los amigos y el resto de la sociedad.  En el caso de “Chiquititas” esta necesidad no se puede apreciar, ya que no existe la idea de familia, al basarse la historia en los casos de nenas huérfanas.  Las relaciones preponderantes en el programa son las que se producen entre las niñas y las autoridades del Orfanato, los conflictos entre los adultos y los problemas desarrollados en la fábrica “La Pureza”.
El programa de la UNESCO “Aprender para el siglo XXI”, señala cuatro pilares de la educación del futuro: aprender a conocer, aprender a actuar, aprender a vivir juntos y aprender a ser.  “Chiquititas” no ayuda a los niños en ninguno de estos aspectos.  Ya he mencionado que no se aprende a conocer, las acciones están basadas en la violencia o en los demás disvalores, no se aprende a vivir juntos porque las relaciones entre los personajes no son ejemplo de una convivencia saludable y sumando estas tres características, se puede llegar a la conclusión de que  “Chiquititas” no puede ser utilizado para aprender a ser.
Las cualidades ciudadanas unificadoras de la comunidad y facilitadoras de la convivencia, según el programa de la UNESCO, son: el respeto y la tolerancia, el empleo del diálogo como enriquecimiento mutuo y como solución de conflictos por la vía del consenso y el compromiso con el bien común de carácter global más allá del egocentrismo.  El análisis de las emisiones de “Chiquititas” nos presenta situaciones de comunicación en las que ninguna de estas cualidades de la educación para el futuro están presentes en la resolución de problemas.  Las relaciones que entablan los adultos entre sí faltan, en todos los casos, al intercambio comunicativo respetuoso y tolerante.  Por otra parte, los niños interactúan con los adultos y entre ellos como si desconocieran cuál es la base de una relación respetuosa y la intolerancia es el móvil de todas las acciones emprendidas por ellos.

No es extraño al género telenovela que los conflictos tengan en su base estructural a las mentiras, el engaño y el ocultamiento.  Lo que resulta estructuralmente llamativo en la clave de producción del guión de “Chiquititas” es que aquí los conflictos se solucionan (resoluciones en la teoría de Van Dijk) por medio de la mentira, el engaño y el ocultamiento, que nunca llegan a reconocerse como disvalores.  No hay escenas en las que los personajes se arrepientan y tampoco se muestra al ocultamiento como una forma de proceder que conspire contra el bien común, ni como ausencia de verdad asumida por los actores sociales representados en esta serie.
Por el contrario, el egocentrismo caracteriza a las acciones de los adultos en la resolución de los conflictos.  Los jóvenes que cuidan a los niños, representados en las figuras de Belén y Martín, nunca se ven activas para resolver problemas estructurales.  Estos dos personajes centrales, siendo los “héroes” del guión, resultan personajes débiles, capaces de ser manejados por las situaciones planteadas e impotentes para atacar las caudas que generan los problemas.
Aquí es preciso volver al marco teórico donde se planteó el tema de la televisión como “niveladora social”, niveladora en el sentido que puede emitir un único mensaje compartido por todos, que hace que los niños se sientan en igualdad de condiciones al comunicarse.  Si “Chiquititas” emite un mensaje que puede servir a los niños para comunicarse, este mensaje será que no se puede contar con la ayuda de los mayores, que ellos viven para ocupar posiciones de poder, sin importar los verdaderos valores, que los conflictos se solucionan por medio de la mentira, que ésta es una constante en la vida y que hay que aceptarla sin más.  La televisión como medio, en este caso, nivela los contenidos mostrando que la comunicación no hace posible la resolución de problemas.
El análisis pone en evidencia que la pirámide de los valores, según las necesidades de los niños (presentada en el capítulo I), se invierten.   En los últimos lugares figuraban, en el imaginario de los niños, el dinero, la fama y el poder.  Los más importantes para ellos eran la familia, la realización por el trabajo y el conocimiento.  Estos tres valores no suelen encontrarse en el programa, ya que no existe una idea de familia ni de familia sustituta, el conocimiento como saber legítimo no es tema ni sub-tema en “Chiquititas” y el trabajo no se presenta ni como ejemplo de esfuerzo ni como gratificación, sino en el reducido círculo de una lucha de intereses de poder movilizados por los protagonistas.  En las escenas en las cuales los adultos realizan su trabajo, los únicos valores son el dinero o el poder.  El móvil de sus acciones es la ambición por intereses mezquinos.  Además, ellos demuestran cómo son capaces de llegar hasta lo insospechado para conseguir su propósito.

En este aspecto, la tira “Chiquititas” pone en conflicto el imaginario de los niños (familia, trabajo y conocimiento) con el de los adultos (dinero, fama y poder).  El programa no parece, en este punto, estar destinado a la infancia, sino a personas adultas para quienes no es posible reconocer que estos valores se transforman en disvalores, cuando llegan al extremo de ser la única razón de vida de un individuo.  Por otra parte, téngase en cuenta que el análisis de contenido puso de relieve que el 90% de las historias se articulan sobre temas destinados al público adulto, como lo son, por ejemplo, el de la “depresión psicótica profunda” y la muerte de soldados en la Guerra de Malvinas.  Sólo una de las nueve historias analizadas está orientada hacia contenidos infantiles.
Asimismo, el análisis del discurso publicitario permitió señalar también esta tendencia comunicativa.  La mayoría de las publicidades está destinada hacia los adultos.  Dentro de las ocho emisiones analizadas, se encontró un total de 181 publicidades.  El 82,32% (149) de las mismas corresponde a productos o programas producidos para un público adulto y sólo el 17,68% (32) se dirige a los niños.
El análisis de contenido permitió también estudiar, en las nueve historias desarrolladas en “Chiquititas”, los disvalores y valores presupuestos de cada una.  En primer lugar, se encontraron el ensañamiento, la violencia física, las agresiones verbales, la mentira, la amenaza, el ocultamiento, el engaño, la traición, el soborno y el robo.  En la mayoría de los casos, el conflicto se resuelve por medio de un disvalor y en los capítulos posteriores no se hace referencia al mismo.  Como ya hemos dicho, los niños ven cómo se pueden solucionar los problemas sin necesidad de recurrir a la verdad, sino que se premia al que cometió el ilícito.  Utilizo el término “premiar” para explicar que esa persona no es castigada ni llamada a la reflexión por la falta cometida.  Podemos hablar de “apología de la mentira”, ya que se enseña cómo las personas pueden triunfar si actúan conforme a este disvalor.  Los niños pueden imitar estas conductas, al entender que no existen castigos para estos actos.

Los valores hallados fueron: la comprensión, el arrepentimiento (en un solo caso), las demostraciones de afecto, la ayuda, el compañerismo y la sinceridad.  Si se comparan las cifras, se llega a la conclusión de que los disvalores superan en cantidad a las intervenciones positivas de los protagonistas.  Además, es necesario resaltar el hecho fundamental ya señalado anteriomente de que estos valores aparecen en el desarrollo de los conflictos y no en la resolución de los mismos.
En la etapa del análisis de valores y disvalores del programa, se recurrió a la metodología cuantitativa para extrapolar porcentajes sobre las escenas positivas y las escenas negativas para los niños.  Los disvalores estudiados fueron la violencia (tanto verbal como física), la mentira, el engaño y el ocultamiento.  Dentro de las intervenciones positivas se tuvo en cuenta los valores antes mencionados.  De esta manera, se llegó a los siguientes resultados:

1.    En un total de 69 escenas, el 69,57% (48) corresponde a la violencia y el 30,43% (21) se refiere a las escenas positivas del programa.
2.    En un total de 56 escenas, el 78,57% (44) corresponde a la mentira, el engaño y el ocultamiento y el 21,43% (12) se refiere a los valores que se contraponen a estos disvalores.

En los dos casos se puede ver cómo los disvalores superan a los valores.  Para los niños, las relaciones entre los protagonistas están basadas, en un 75%, en aspectos negativos, como la violencia y la mentira.
El método de oposición de los porcentajes resulta adecuado para futuros analistas de programas narrativos de ficción para la infancia.  Este método permite realizar un cuenteo de las intervenciones sobre valores y disvalores.  Es recomendable esta metodología para emprender acciones educativas destinadas a la formación docente y a la formación de comunicadores para la elaboración de propuestas programáticas de educación para la comunicación.
Véase en este sentido que en las etapas del desarrollo del juicio moral de Piaget (presentado en 1.4.1), los dos valores que están relacionados fuertemente con el desarrollo saludable de los niños entre los cinco y ocho años (autoridad) y de aquellos que tienen entre ocho y catorce años (justicia), nuestra investigación encuentra que los dos están ausentes.  Los conflictos no se resuelven ni con justicia ni mucho menos con autoridad.  Esta es respetada por miedo al castigo injusto y no por las capacidades de la persona que la ejerce.  Así, Ernestina, la celadora del orfanato, se dirige a las nenas por medio de gritos y suele castigarlas cuando no actúan de la manera en que ella quiere.  En uno de los capítulos, les prohíbe ver la televisión por tres días por haberse peleado entre ellas, en lugar de explicarles que sus actitudes no son correctas, ni ninguna otra alternativa justa.

En el caso de la justicia, también hay un punto negativo.  No existe tal valor, ya que los “villanos” de la historia no son justos y no son castigados por las cosas que hacen contra los demás.  Repito lo dicho anteriormente, los niños ven cómo los malos son premiados y los buenos y justos sufren las consecuencias.  Por ejemplo, en el caso del engaño de Ginette, Emilia, que personifica a una buena persona, tiene que renunciar al hogar y Ginette, persona sin escrúpulos, se convierte en la nueva directora del orfanato.
Claude Bremond clasificó los móviles causantes de las acciones en hedónicos (se actúa para satisfacer una necesidad), pragmáticos (se actúa para obtener un beneficio) y éticos (se actúa conforme a los principios o ideales que uno quiere mantener).  En el caso de “Chiquititas”, las intervenciones responden a los móviles hedónicos o pragmáticos.  Es decir, que las personas actúan para conseguir un beneficio o porque quieren satisfacer una necesidad.  Los móviles pragmáticos se relacionan con el engaño, ya que la persona que engaña, miente para poder obtener un beneficio personal.  El móvil ético no se encuentra ejemplificado en el programa.  Es necesario remarcar la importancia de la ausencia de este móvil, ya que significa, o bien que las  personas no actúan según sus principios e ideales o bien que carecen de ellos.  Este es un tema nocivo para los más chicos, ya que pueden creer que no es necesario defender sus ideales o que se debe actuar sólo cuando se obtiene un beneficio personal a cambio.

Trabajos como el presente permiten pensar en una línea de investigación - acción que permitiría en el futuro trabajar con la audiencia infantil para estudiar los potenciales efectos discrepantes que esta investigación desarrolló.
Para terminar, es posible considerar que esta línea de investigación podría colaborar en el desarrollo de propuestas para los padres y los maestros.  La divulgación de resultados de investigaciones como ésta podría servir para enseñar cuáles son los valores y disvalores que las historias hacen viables.
Los chicos con sus maestros podrían analizar este tipo de programas para conocer lo que esconden estas historias aparentemente inocentes, pero capaces de motivar a prácticas comunicativas negativas para el desarrollo de la sociedad, de la cultura y del bien común.
Un comunicador conciente deberá estar preparado para asumir el desafío de educar para la comunicación y esto quiere decir que deberá desarrollar estrategias para incrementar las habilidades y competencias comunicativas de los miembros de la comunidad, preocupándose por transmitir pautas para una mejor decodificación, reinterpretación y resemantización de los mensajes, pero también por democratizar los conocimientos sobre cómo producir y emitir mensajes y en definitiva cómo utilizar los medios tradicionales y las modernas tecnologías educativas.
Un comunicador conciente sabrá además asumir el desafío de la comunicación educativa; esto es, no perderá de vista que cada mensaje que produzca está destinado, más allá de su voluntad, a cumplir una función educativa en la comunidad.  En definitiva, lo importante es formar comunicadores concientes y responsables para poder educar, a través de los Medios de Comunicación, al público.  Es necesario que los comunicadores conozcan cuáles pueden ser los efectos de los productos que realizan.

Autor:

Billy The Kid





Creative Commons License
Estos contenidos son Copyleft bajo una Licencia de Creative Commons.
Pueden ser distribuidos o reproducidos, mencionando su autor.
Siempre que no sea para un uso económico o comercial.
No se pueden alterar o transformar, para generar unos nuevos.

 
TodoMonografías.com © 2006 - Términos y Condiciones - Esta obra está bajo una licencia de Creative Commons. Creative Commons License